La blogosfera y el post-porno

/ agosto 29, 2008/ Clipping, Columnas opinión, Inspiracion digital, Libro 1001 fantasías/ 0 comentarios

roser amills gafas de sol pop

roser amills gafas de sol pop

roser amills con botas saltando sobre la cama

roser amills con botas saltando sobre la cama

roser amills bragas rojas londres 2

roser amills bragas rojas londres 2

roser amills desnuda alas de hada se buena amazon

roser amills desnuda alas de hada se buena amazon

roser amills desnuda sentada al sol melena

roser amills desnuda sentada al sol melena

roser amills desnuda terraza al sol

roser amills desnuda terraza al sol

Buenas tardes roser amills pinup

Buenas tardes roser amills pinup

roser amills hace el pino en el pasillo

roser amills hace el pino en el pasillo

Botas de Roser Amills margarita

Botas de Roser Amills margarita

juanito en casa con roser amills amorprincesa inca poeta rretratogato en una tienda de barcelona 2gato en una tienda de barcelonapan biologico harinas integrales travessera de gracia barcelonacielo entre las hojas plaça de la vila barcelonamascara blanca en el suelo barcelona

roser amills desnuda en una habitacion de londres 5

roser amills desnuda en una habitacion de londres 5

roser amills desnuda en una habitacion de londres 3

roser amills desnuda en una habitacion de londres 3


La web 2.0 ha cambiado nuestra manera de relacionarnos, de producir y consumir información, de adquirir y propagar conocimiento. Y uno de los fenómenos que más ha despertado las fantasías feministas de emancipación digital ha sido, lógicamente, el de la blogosfera, de la que nos hemos apropiado con voracidad para compartir experiencias, crearnos redes de apoyo mutuo, visibilizarnos unas a otras y, sobre todo, soñar con la posibilidad de una revolución que siempre nos decepciona. No es cierto que en el cerebro colectivo haya sitio para todo el mundo. Cuando la libertad de expresión convive, como ahora, con una suplantación de la vida pública por formas más o menos atractivas de exhibicionismo hiper-real, es sólo una estrategia de despiste.

Compartir esta entrada

¡Puedes hacer algo genial! Comparte y comenta esta entrada: