Mesa literatura y sexo en Cerdanyola con Laura Borras, Carme Sanchez i Miquel Esteve

/ Agenda & presentaciones, Clipping, M'agrada el sexe

 

Resumen mesa literatura y sexo en Cerdanyola @LauraBorras @montiel_montse @carmesanchez @MiquelEsteveMN

El boom de la literatura erótica alrededor de éxitos editoriales como la alcurnia de Sombras de Grey refleja los cambios en la sexualidad que se ha dado en que las mujeres cada vez reclaman un mayor protagonismo abandonando el machismo imperante a la literatura erótica clásica.

Ésta es una de las primeras conclusiones de la mesa redonda que abría ayer el semestre del ciclo literario Cafè amb lletres al MAC-Can Domènech.

La escritora y periodista Roser Amills moderaba ayer al atardecer una mesa redonda en que se abordaron cuestiones como la presencia del erotismo a toda la historia de la literatura, la importancia de este tipo de relatos para alimentar la fantasía y favorecer cambios en la sexualidad con una mayor tolerancia o la importancia de vivir la sexualidad con joya.La psicóloga y codirectora del Instituto de Sexología de Barcelona, Carme Sánchez, destaca el uso que hace de la literatura erótica a las terapias. Sánchez constata que el sexo es natural pero la sexualidad se aprende y que muchas mujeres llegan a su consulta conscientes de haber tenido una educación sexual nula. La psicóloga indica que la literatura erótica aborda “una sexualidad que las mujeres reclaman cada vez más” con mayor conciencia de sí mismas y del papel protagonista que tienen.

El escritor Miquel Esteve, autor del thriller erótico El joc de Sade, incide en que la literatura erótica ha tenido a lo largo de la historia una visión machista de la sexualidad y libros como los de la alcurnia de Sombras de Grey, a pesar de describir prácticas maquillades, otorgan “el mando a las mujeres que dejan de ser sujetos pasivos de la sexualidad” como pasaba antes. Hecho, indica Esteve, que causa “miedo escénico” entre los hombres porque la mujer “se ha liberado y busca unas expectativas que antes no estaban”.La filóloga y directora de la Institución de las letras catalanas Laura Borràs insiste que hasta ahora la sexualidad se ocupaba del deseo masculino, no del femenino, “que no computaba, no tenía porque tenerlo”, y que el horizonte de expectativas ha cambiado con una tensión en positivo que busca el equilibrio.

Otros cambios no son tan positivos. Laura Borràs indica que la hipersexualització de la sociedad actual hace que los niños puedan ver condicionado su acceso a la sexualidad por la facilidad de acceso a través, por ejemplo, de internet, y la precocidad con que se hace. Esto, manifiesta Borràs, puede hacer que se vea “cómo habitual el que no lo es”.

Sin embargo, los ponentes a la mesa redonda insisten que el sexo es vida y, por lo tanto, no puede ser ajeno a la palabra y está a la literatura desde siempre, incluso a la Biblia. Laura Borràs repasaba capítulos históricos destacados como los de la lírica trovadoresca medieval o libros claves como El Decamerón o Tirant lo Blanc con registros que van “desde la insinuación hasta momentos de grande explicitado”.

La mesa redonda sobre literatura erótica abría así el semestre del ciclo.

||| Escucha mis podcasts de radio, los tienes aquí: CANAL DE ITUNES de Roser Amills 😉
Compartir esta entrada

Comparte y comenta esta entrada: