La vieja broma del oficio literario: «Ten cuidado con lo que haces, o acabarás en mi novela».

[dsgnwrks_instagram_embed src=”https://www.instagram.com/p/Bo6f7hXHnpx/” type=”video”]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *