Me gusta el sexo | Mis pistas de lo que quizás quieres hacer (y no te acordabas)

Roser Amills/ mayo 26, 2014/ Libros Roser Amills, M'agrada el sexe, Me gusta el sexo/ 0 comentarios

1 . Oler su sudor (sudor de la persona que me gusta, claro!) Las feromonas sexuales de las axilas masculinas son mágicas, y si quebramos el rechazo cultural y nos dejamos embriagar, obrará maravillas.
2 . Que me muerdan la nuca: me pongo salvaje como una gata en celo, ¡pruébalo!
3 . Hacerme la dormida y dejarme hacer: la fantasía de “Hable con ella” de Almodóvar es de lo más interesante, la chica que está en coma … Ojo, ¡que sólo es una fantasía!
4 . Hacerlo por teléfono: cuando lo has probado una vez ya sabrás de qué hablo. Susurra, mastúrbate y dile todo lo que se te ocurra sin cortarte.
5 . Sexo bajo la lluvia, en el campo: es electrizante, sobre todo si hay rayos y truenos y está oscuro.
6 . Sexo en lugares muy prohibidos: cementerio, iglesia , etc. No se trata de proponérselo expresamente, pero si surge…
7 . Ir sin bragas por la calle y que mi pareja las lleve en el bolsillo: todos lo deberíamos probar alguna vez. Me inspiró una película de Mastroiani de una pareja en un barco, hacía mucho viento y ella se quitaba las bragas poco a poco y se las daba, y después ambos continuaban en cubierta charlando como si nada …
8 . Ir sin bragas en bicicleta: por eso me llevé un disgusto enorme una vez que me robaron el asiento ¡Era mi “querido ” asiento!
9 . Lavabos de bar: elijo lavabos limpios, por supuesto , y me gusta eso de que nos puedan pillar en cualquier momento …
10 . Que me estimule mi pareja por debajo de la mesa, en un restaurante, sin que nadie lo sepa. Esto me lo inspiró una tradición de mafiosos que me contaron un día: se llama “el impávido” y se reúnen para comer, contratan a una prostituta y ella va haciendo felaciones sin que nadie sepa a quién … y el que que no disimula lo suficiente y es descubierto … paga la comida de los demás.

Aprende más en “Me gusta el sexo”

Español |
Català

Compartir esta entrada

¡Puedes hacer algo genial! Comenta esta entrada: